Una de las mayores preocupaciones de los padres ronda en torno al crecimiento de sus hijos. Son habituales frases como mi hijo "se ha quedado pequeño", o "es mucho más bajito que sus compañeros". A menudo solemos compararlos como si el crecimiento debiese ser parejo para todos los niños de la misma edad, pero lo cierto es que cada niño tiene su propio ritmo de crecimiento individual.

El crecimiento es el proceso biológico más característico de la infancia. En los primeros años de vida ocurre un rápido aumento en la estatura y peso del niño, pero no es un proceso constante. Teniendo en cuenta el ritmo o velocidad de crecimiento, podemos dividirlo en cuatro etapas de crecimiento en los niños.

Primer año: etapa de crecimiento acelerado

1366 2000

 

Al nacer, los seres humanos tienen una media de 49,5 centímetros. La talla media de los niños al nacer es de 49,9 cm y de 49,1 cm en el caso de las niñas.

Si hablamos de percentiles, en el caso de los niños el percentil 1 es una talla de 45,5 cm y el percentil 99 es 54,3 cm. En las niñas, el percentil 1 es 44,8 cm y el percentil 99 de 53,5 cm. Todas las tallas que se encuentran dentro de estos valores son consideradas normales.

Cada bebé viene condicionado por factores genéticos o circunstancias que han podido afectar el crecimiento uterino y eso es lo que hace que varíe la talla al nacer.

De media, durante el primero año el niño triplica el peso al nacimiento y crece unos 25 centímetros, es decir la mitad de lo que medía al nacer, un crecimiento que no se volverá a repetir en el resto de la vida.

Se estima un aumento de talla promedio de dos centímetros al mes, aunque el crecimiento no es uniforme, sino que aumenta más rápidamente durante los primeros meses y se va desacelerando a medida que el niño se acerca al año de vida.

Así, al cumplir un año, el niño puede llegar a alcanzar los 75 centímetros de media. La proporción debe calcularse de acuerdo al tamaño del bebé al nacer. Es decir, un bebé que al nacer midió 48 centímetros, se calcula que al año habrá aumentado la mitad de su talla, 24 centímetros, o sea que medirá aproximadamente 72 centímetros.

Dos y tres años: etapa de transición

Durante el segundo año, el niño crecerá unos 12,5 centímetros de media, aproximadamente un centímetro por mes, aunque no necesariamente es un crecimiento uniforme.

Durante el segundo año se estima que crecerá más o menos la mitad que el año anterior. Pero no hay que obsesionarse si un mes no creció lo que venía creciendo, lo importante es ver que el niño va creciendo de un modo más o menos constante.

Hacia el tercer año, el crecimiento se va ralentizando y crecen una media de 8 centímetros.

A partir de 4 años: etapa de crecimiento lento

1366 2000

El intervalo entre los 3-4 años y el inicio del estirón puberal es el periodo de tiempo en el que los niños crecen de una forma más estable.

La disminución progresiva del ritmo de crecimiento se mantiene de forma lenta pero continua, que va a durar hasta el comienzo de la pubertad.

Entre los tres y los cuatro, crecerá una media de 7 centímetros, entre los cuatro y los cinco, 6 centímetros, y partir de los 6 años una media de 4 centímetros por año. La ganancia de peso se mantiene en unos 2-3 kilogramos por año.

Las necesidades energéticas diarias son de 80-90 kcal/kg/día, lo que supone aproximadamente, 1800 Kcal/día en niños de 4-6 años y 2400 kcal/día para los niños de 7 a 10 años.

Debemos tener en cuenta, en esta etapa, así como en las demás etapas, que hay factores determinantes que influyen en el crecimiento de los niños como son: la genética, la alimentación, el sistema endocrino, enfermedades y el ejercicio físico que practique el niño.

A partir de 12 años: pubertad

La pubertad es la última etapa de crecimiento importante en la que el niño vuelve a experimentar un crecimiento acelerado. Se acompaña de importantes cambios madurativos que coinciden con el proceso de maduración sexual. Se trata de la maduración del cuerpo humano para el desarrollo de los carácteres sexuales con el fin de alcanzar la ovulación o la espermatogénesis. No es algo que ocurra en un día, sino que tarda años en instaurarse, y lo hace poco a poco.

Esta etapa dura alrededor de 6 años mostrando una ganancia media de peso cercana a los 30 kilos. La velocidad de crecimiento máxima puede llegar hasta 12 cm/año en el varón y 9 cm/año en la mujer. El desarrollo, que concluye la etapa de la niñez, se suele producir por término medio a los 12 años en las chicas y a los 13 años en los chicos.

 

 

Tomado de: Bebés y más. 

Contáctenos

contigo@clinicasanluis.com.co

Dirección

Calle 48 # 25-56
Calle 48 # 25-56
Nuevo Sotomayor
Nuevo Sotomayor
PBX
PBX: +57 7 6430026
Bucaramanga, Colombia
Bucaramanga, Colombia

Horarios de visita

Hospitalización
Hospitalización
Lunes a Sábado 9:00 – 7:45 p.m.
Lunes a Sábado 9:00 – 7:45 p.m.
Domingos y festivos de 9:00 – 6:00 p.m.
Domingos y festivos de 9:00 – 6:00 p.m.